Martes, 08 Diciembre 2015 12:29

Lilo Vilaplana: siempre quise contar historias

Valora este artículo
(1 Voto)

por Ivonne Vela el 17/09/2015 a las 08:00 horas

El gran salto en su carrera fue en Colombia tras dirigir El Capo, una serie producida por Fox Telecolombia con la cual ha recibido casi una veintena de premios, entre ellos dos al mejor director. 

 

 

Lilo Vilaplana es un nombre ya conocido en la industria cinematográfica y de televisión hispana.  Desde niño, en San Fernando de Nuevitas en Camagüey, Cuba; luchó por el sueño de convertirse en director. "El dinero que mis padres me daban para la merienda lo invertía en libros, leía mucho y escribía historias, sin saberlo, en formato de teatro", acota sonriente. Ese había sido sólo el comienzo de lo que luego se convertiría en un estilo de vida.

 

Dirigir es su pasión. Ha dirigido teatro, cine y televisión en una carrera que hoy asciende a los 30 años. "Empecé en el teatro de mi pueblo, como actor y luego como director. Al mudarme a La Habana comencé a escribir y dirigir un programa infantil en vivo para la Televisión Cubana: Dando Vueltas".

 

La vida ha sido su principal inspiración. "En Cuba fui testigo y protagonista de muchas historias que luego convertí en cuentos. Uno de ellos, La Muerte del Gato, nació luego de vivir en ese mundo difícil y sublime, cerca de los dolores del pueblo cubano y su lucha por subsistir en medio de un régimen totalitario". La Muerte del Gato, que se exhibió en Cannes y en varios festivales, ganó en el Festival Iberoamericano de cortometrajes del Periódico ABC de España como el mejor cortometraje de América Latina. 

 

Tras el éxito conseguido en El Capo, la cadena Telemundo lo trae a EEUU a dirigir Dueños del Paraíso.

 

¿Qué debe tener un proyecto para que Lilo se sienta atraído?

 

Debe tener un discurso coherente, importante, que quede como documento histórico, que sea interesante. Me atrapan las historias en las que tengo que arriesgarme.

¿Consideras que has conquistado al mercado americano y latinoamericano?

 

Conquistar es una palabra muy grande, y puede ser perversa o hermosa de acuerdo a las circunstancias. De mis grandes conquistas puedo enumerar el amor de mi esposa, amar infinitamente a mis hijos, adorar a mis padres y hermanos y el cariño y la lealtad que siempre le profeso a los amigos. También ser un  hombre amante de la libertad. Todos los días añoro la democracia en mi patria natal.

 

 Además de director, te has posicionado como un gran maestro. ¿Qué te impulsa a enseñar?

 

Siempre me ha gustado porque me obliga a estudiar, alimentarme de las nuevas ideas, y a renovarme todo el tiempo. Cuando enseñamos, estamos aprendiendo.

 

¿Hacia dónde se dirige tu próximo proyecto?

 

Recientemente hice un alto en la televisión, y empecé a dirigir "puestas en contenedor" en Micro Teatro.  Como artista necesito el cambio para renovarme. Estoy preparando mi próximo cortometraje: La Casa Vacía, también en una serie de comedia llamada Pink Brothers. Tengo  varios proyectos en estudio, me han ofrecido dirigir  series en  Colombia y México. También hay dos películas que quiero hacer, una está en el proceso de  financiamiento. 

 

Visto 682 veces Modificado por última vez en Martes, 08 Diciembre 2015 12:47